Con la ilusión, no basta…

Con la ilusión, no basta… Hace falta una buena receta. La entrada de hoy, que quería haber publicado el martes, debía ser la de una coca de Sant Joan. Y, creedme, lo intenté con toda la ilusión. Hasta compré las cerezas confitadas que siempre quito (porque… la tradición consiste en sacarle la fruta, ¿no?). Pero elegí mal la receta y no supe como arreglarla porque, diga lo que diga mi prima, no soy muy dada a la repostería. Eso sí, no nos quedamos sin coca y prometo intentarlo de nuevo aunque, seguramente, el año que viene volveremos a comprarlas en el Mistral.

En cualquier caso, y sólo para que no cometáis el mismo error que yo, no os fiéis de la receta de coca de Sant Joan de la web de la Generalitat. Me fié de ella porque promociona la cocina catalana como patrimonio inmaterial de la humanidad y no quería que me pasara como a Love of Lesbian con su pseudopaella con pimiento. Pero entre que no usé harina de fuerza, que estaba mal escrita y que incluía cantidades erróneas (me consta que no soy la única que ha tenido problemas), no me salió una coca sino una suela de zapato con olor a canela. Así que os traigo una película.

Theodore conectado a Samantha gracias a su auricular.
Theodore conectado a Samantha gracias a su auricular.

Vimos Her, de Spike Jonze, una película de ciencia ficción y de amor con una estética retrofuturista en la que Theodore (Joaquin Phoneix), un hombre solitario que trabaja en una empresa escribiendo cartas de otros que todavía no ha superado su última relación sentimental, compra un nuevo sistema operativo basado en la inteligencia artificial con voz y nombre de mujer, Samantha. Como ya sabréis, le da vida Scarlett Johansson, por lo que os podéis imaginar qué ocurre aunque en todo el metraje no aparezca ninguna de sus curvas.

En este contexto, Jonze propone una historia de amor clásica, desde que una pareja se conoce, empieza a intimiar y a disfrutar de la compañía mutua hasta los celos y la desconfianza. La relación es totalmente enfermiza, un hombre enamorado de un sistema operativo, pero es fácilmente identificable. Cómo se van sintiendo cómodos a medida que se van conociendo, los momentos de complicidad… De hecho, me daba un poco de pereza ver la película por su argumento.

Sin embargo, me gustó la reflexión sobre la relación con la tecnología y las personas en una sociedad de un futuro lejano pero a la que, desgraciadamente, parece que nos dirigimos. La dependencia de los móviles inteligentes y la soledad y el individualismo queda plasmado en la cinta con personas que andan solas con su smartphone en la mano y sin interactuar entre ellas. ¿Cuánta gente vemos así todos los días en la calle, el metro, los restaurantes…? Y si a ello le sumamos la necesidad de amar y ser amados, sale Her.

En cualquier caso, me encantó la estética retrofuturista que recordaba a Eva, de Kike Maíllo. También me gustó mucho la textura y la iluminación de la cinta. Parece que puedas tocar la luz alargando la mano hacia el televisor. No he visto Cómo ser John Malkovich ni El ladrón de orquídeas, pero Jonze cuidó mucho la estética, la iluminación y la fotografía en Donde viven los monstruos, una perla conmovedora e inquietante.

La película se basa sobretodo en el trabajo interpretativo de Phoneix, quien en esta cinta guarda un gran parecido con Àlex Brendemühl. Es capaz de mostrar los sentimientos por los que pasa su personaje con una gran contención que va menguando a medida que evoluciona dejando atrás la tristesa que inspira al inicio del film. Y también se basa en la voz de Johansson, claro. Por cierto, también aparece Amy Adams, aunque me costó reconocerla al no ir tan escotada como en La gran estafa americana.

Algunos han hablado de Her como una obra maestra. Yo, quizá, no logré sumergirme lo necesario en la cinta pero aporta algo nuevo a las cintas que se han hecho hasta ahora sobre la relación de los humanos con la tecnología. Y, ¡hay un buen puñado! 2001. Odisea en el espacioBlade runner, Terminator, Desafío total, MatrixInteligencia Artificial, Yo. Robot… espero volver a verlas cuando lleguemos al capítulo de ciencia ficción del cineclub que me va a hacer mi chico. 🙂

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s